¿Puedo quitarme la bota walker para dormir?

Las bota para caminar tipo Walker o Aircast, también conocidas como ortesis para caminar, son un tipo especial de calzado ortopédico que los médicos utilizan para proteger el pie y del tobillo después de haber sufrido una lesión (una fractura de tobillo) o tras una intervención quirúrgica. Una duda frecuente que plantean los pacientes en consultas es si «¿Puedo quitarme la bota Walker para dormir?«. A continuación salimos de dudas.

¿Tengo que llevar puesta la bota para caminar tipo Walker en la cama?

Esta es posiblemente una de las preguntas más frecuentes entre los pacientes que comienzan a usar una bota ortopédica para caminar mientras se curan de una lesión. Aunque debes seguir los consejos de su médico en cualquier situación, habitualmente es necesario llevar la bota mientras duermes. Esto protege las estructuras dañadas (hueso y ligamentos) y favorece su pronta recuperación.

Llevar bien puesta la bota ortopédica en ocasiones es complicado: Asegúrate que el talón esté bien asentado en la parte posterior e inferior de la bota antes de ajustarla con firmeza. Comienza atando las correas más bajas y comprueba que estén firmes. Revisa que no compriman en exceso tu pie y tobillo.

¿Has pensado en quitarte la bota ortopédica para dormir?

Incluso si eres es una de esas personas que no se mueven en absoluto cuando duermen, hay factores externos que no podrás controlar mientras duermes. Si tienes perros, niños o incluso a tu pareja durmiendo contigo, es posible que sean ellos los que sin querer se muevan y al golpearte empeoren tu lesión.

Nuestra recomendación: Afloja ligeramente las correas que sujetan la bota por la noche, esto aumentará tu comodidad de uso y conseguirás dormir mejor. Prueba a dormir con almohadas colocadas alrededor de la bota; así evitarás que esta se gire. Proteger la bota con cojines, amortiguará también el tobillo ante cualquier golpe no intencionado, lo que podría agravar la lesión y enlentecer la recuperación.

La bota me molesta para dormir y se me clava

No es la primera vez que un paciente acude a consulta preguntando si «¿Puedo quitarme la bota Walker para dormir?«, e insistiendo en que no logra conciliar el sueño al llevar la bota ortopédica por la noche.

Con frecuencia estas molestias son debidas a que realizan un mal ajuste de las correas de sujeción o que el modelo que han comprado no está bien adaptado a su anatomía.

Por eso, vale la pena aflojar las correas al irnos a la cama y asegurar un buen almohadillado de la bota para que no roce de forma directa sobre la piel. En caso de que lo anterior no sea efectivo, se tendrá que valorar cambiar la bota por un modelo de Walker diferente.

Te puede interesar: Necesito quitar la placa y los tornillos del tobillo después de operarme. ¿Son para toda la vida?

1 comentario en «¿Puedo quitarme la bota walker para dormir?»

Deja un comentario