Cómo usar correctamente el cabestrillo

El cabestrillo se usa habitualmente después de una operación de la extremidad superior (hombro, humero, codo, antebrazo y mano). Se indica para mantener inmóvil la parte del cuerpo lesionada, protegerla y facilitar una adecuada curación. En esta entrada explicamos detalladamente algunas recomendaciones para usar correctamente el cabestrillo: Cómo vestirse con un brazo en cabestrillo, cómo dormir después de una operación de hombro y cómo ducharse con el cabestrillo.

¿Cómo vestirse con un brazo en cabestrillo?

Acostumbrados a vestirnos haciendo uso de las dos manos, el hecho de tener una mano inutilizada complica sustancialmente esta labor tan cotidiana.

Las siguientes recomendaciones te ayudarán a vestir con el brazo operado en cabestrillo:

  • Utiliza ropa con abertura delantera o con cremallera mientras necesites vestirte con un brazo en cabestrillo.
  • Te será más sencillo colocarte la ropa si te sientas en el borde de la silla.
  • Como norma general: viste siempre primero el brazo operado.
  • Los sujetadores pueden abrocharse delante del torso y girarlos después hacia atrás.
  • Evita el uso de zapatos de cordón. Intenta llevar zapatos abiertos.
como vestirse con un brazo en cabestrillo

¿Cómo ducharse con un brazo en cabestrillo?

Durante las primeras semanas después de una operación de hombro, es posible que necesites ayuda a la hora de ducharte con un brazo en cabestrillo. En caso de no disponer de ayuda, deberás valerte exclusivamente del brazo libre. Recuerda que no debes mover el brazo intervenido hasta que tu traumatólogo te indique lo contrario.

Presta también especial atención en el cuidado de tus heridas:

  • Mantén las heridas quirúrgicas secas y protegidas durante el lavado.
  • El hospital te puede proporcionar apósitos impermeables para la ducha (también se pueden comprar en la farmacia).

¿Cómo dormir con el brazo operado en cabestrillo?

Dormir llevando un cabestrillo después de una artroscopia de hombro o de una operación de prótesis, se puede convertir en una tarea tediosa si no se siguen unas recomendaciones básicas:

  • Procura dormir sobre tu espalda, mirando boca arriba.
  • Para reducir la tensión de la columna lumbar, prueba a colocar una almohada entre las rodillas.
  • Intenta descansar apoyando el brazo operado sobre una almohada que lo mantenga ligeramente elevado respecto al resto del cuerpo.
  • Durante las primeras semanas tras la cirugía, puede que te resulte más cómodo dormir en posición semisentada en un sofá reclinable o en una butaca.

¿Hay que quitarse el cabestrillo para dormir?

Con regularidad se plantea la duda de si hay que llevar cabestrillo para dormir. Consulta con tu traumatólogo si debes llevar también el cabestrillo durante la noche.

Deja un comentario