Educación en Traumatología y Ortopedia

▷ Cómo aliviar el dolor lumbar – Lumbago

Saber cómo aliviar el dolor lumbar y qué tomar en momentos de dolor de espalda nos puede ahorrar una visita al médico. Así, quién no ha notado el típico dolor de espalda al levantar una caja o cualquier tipo de peso, al levantar al niño del suelo, por tener un mal colchón, al realizar un mal gesto (al salir del coche, levantarse de la silla…). Hoy explicamos qué hacer y qué tomar si nos hemos «quedado clavados o tenemos lumbago.

📣¿Quieres saber lo básico sobre el lumbago? Al final de esta entrada además se saber cómo aliviar el dolor lumbar, te explicamos qué significa tener lumbalgia y qué provoca el dolor de espalda.

 

¿Qué medicamento tomo? ¿Cómo se alivia el dolor de espalda?

A la hora de decidir qué hacer si tengo lumbago y qué medicamento tomar en situaciones de lumbago o dolor de espalda, se ha comprobado que la mayoría de cuadros de lumbalgia mejoran haciendo uso de:

1. Opta por hacer reposo «relativo«: Elimina todo aquello que aumente el dolor de espalda, como cargar peso. Evita periodos prolongados en la cama. La mayoría de expertos recomiendan dejar descansar la espalda durante aproximadamente 48 horas después de una lesión o tras un dolor severo. Tras un periodo corto de descanso, se puede aumentar de manera progresiva el nivel de actividad.

 

almohada para dormir con lumbago

 

2. El ejercicio físico: La práctica de ejercicio moderado es beneficioso tras el episodio agudo: ejercicios como caminar, la natación o la bicicleta estática los puedes hacer tras un episodio de lumbago. El reposo en cama puede retrasar el proceso de curación de la espalda y hacer que los músculos se debiliten, continúen contracturados y persista así el dolor.

Es recomendable una vez superada la primera semana de lumbago, comenzar con ejercicios aeróbicos suaves como hacer natación, bicicleta de baja resistencia o caminar. A partir de la segunda semana, se pueden comenzar ejercicios de fortalecimiento de la musculatura lumbar. La realización de estiramientos para lumbago son siempre recomendables a la hora de trabajar la musculatura de la espalda y prevenir la recurrencia de lumbalgia.

estiramientos para lumbago

Se ha demostrado que mantener un buen nivel de actividad física diaria en fase de recuperación: Acelera la recuperación del dolor lumbar, reduce el tiempo de baja laboral, disminuye el dolor, fortalece la musculatura y previene la aparición de nuevos episodios.

3. Calor local: Aplica bolsas calientes o mantas de manera intermitente (20 minutos cada dos horas); procura que no estén en contacto directo con la piel. El calor aplicado sobre la musculatura contraída, dilata los vasos sanguíneos aumentando el suministro de oxígeno a la espalda y reduciendo así el espasmo muscular.

 

calor en lumbago y dolor de espalda

 

4. ¿Cómo aliviar el dolor lumbar con medicamentos?: Combina y siempre por prescripción médica la toma de analgésicos y antiinflamatorios (Paracetamol e Ibuprofeno) para el lumbago. Es posible que la toma de analgésicos no elimine el dolor de espalda por completo, pero ayudará a controlarlo de manera que puedas estar activo y continuar tu rutina diaria.

El fármaco de primera elección y considerado como el más seguro es el Paracetamol. Cuando no es suficiente para controlar el dolor, se pueden prescribir AINES como el Ibuprofeno, el Diclofenaco (Voltaren) o Naproxeno. El inconveniente más común de los AINES es su toxicidad gastrointestinal y en menor medida renal. 

📣 ¿Hay alguna crema para aliviar o mejorar el dolor de espalda? La ciencia lo tiene claro; las últimas guías americanas de tratamiento del dolor lumbar no las incluyen como un tratamiento que aporte beneficio.

Cómo aliviar el dolor lumbar crónico:

En aquellas personas que sufren periodos intermitentes de dolor de espalda o lumbago de larga duración, se puede recurrir a la fisioterapia, reeducación postural y ejercicios de rehabilitación. El yoga, taichi, la psicoterapia y la manipulación espinal, carecen de evidencia científica suficiente para ser recomendadas.

En cuanto a qué tomar en lumbalgia crónica o de larga evolución: Actualmente no se ha podido demostrar la existencia de medicación que obtenga una mejoría clara, ni siquiera los antidepresivos. 

medicación lumbago

¿Tengo que ver un médico e ir a urgencias por dolor de espalda?

Visitar al médico en urgencias por dolor de espalda sólo está indicado en situaciones especiales. Afortunadamente, la mayoría de casos de dolor de espalda no requieren atención urgente en las urgencias de un hospital. Sin embargo, deberás consultar con un médico si la causa del lumbago es fruto de un traumatismo grave (una caída desde altura o una contusión fuerte) o se acompaña de cualquiera de los siguientes:

  • Fiebre (aumento de la temperatura corporal de más de 39º) o escalofríos.
  • Pérdida de peso reciente e inexplicada.
  • Pérdida de la fuerza de las piernas.
  • Incontinencia urinaria o intestinal y/o dificultad para orinar o defecar.
  • Dolor abdominal fuerte y continuo acompañado del dolor de espalda.
  • Si estás embarazada.

¿Qué es el lumbago y qué provoca dolor de espalda?

¿Sabías que más de un 80% de la población sufrirá lumbalgia o dolor de espalda al menos una vez en la vida?. Así, es fundamental que entiendas bien qué significa el lumbago y qué lo causa.

La definición de lumbago es clara: Responde al dolor localizado en la parte más baja de la espalda y que se extiende a la región glútea. El dolor lumbar puede afectar a las piernas. Lumbalgia es sinónimo de lumbago.

 

Causas más frecuentes de dolor lumbar:

  • Alteración biomecánica: Traumatismos (fracturas vertebrales), alteraciones posturales, contracturas musculares y esguinces o estiramientos excesivos.
  • Problema de discos: Hernia, desgaste o rotura de un disco intervertebral.
  • Problemas nerviosos: Ciática.
  • Alteraciones metabólicas: Obesidad o embarazo.
  • Problemas óseos: Artrosis, osteoporosis, escoliosis…
  • Infecciones, problemas gastrointestinales (como el estreñimiento) o urinarios (como el cólico renal).

Prevenir el dolor de espalda – Cómo evitar volver a tener lumbago

Prevenir el lumbago es sencillo si seguimos unas normas básicas que evitarán sobrecargar la espalda, tal y como recomiendan los compañeros de picuida.es. No olvides que más de la mitad de las personas que experimentan un primer episodio de dolor lumbar, volverán a padecer otro en los años sucesivos.

  • Evita usar zapatos con tacón y pasar largas horas de pie.
  • Procura que la mesa de trabajo esté siempre a la suficiente altura.
  • Si vas a pasar largas horas sentado, intenta colocar tus pies sobre un banquito.
  • En el caso de que vayas a conducir largas distancias, utiliza una almohada en la parte baja de la espalda.
  • A la hora de dormir, procura dormir con una almohada fina debajo de la curva inferior de la espalda. Si duermes habitualmente de lado, te beneficiarás durmiendo con las rodillas dobladas y una almohada entre medio.
  • Evita levantar grandes pesos. De ser imprescindible, agáchate doblando las rodillas.
  • Potencia la musculatura de la espalda y haz ejercicio regular.

Leave a Comment

(0 Comentarios)

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *